Últimas Noticias

Identifican por los videos a una chica de 18 años como la posible víctima del femicidio de Moreno

El lugar donde apareció el cuerpo de la mujer es un salón de fiestas abandonado. El lugar donde apareció el cuerpo de la mujer es un salón de fiestas abandonado.
La mujer asesinada este lunes en el centro de Moreno fue identificada como una joven de 18 años, estudiante de derecho del partido de Morón, por sus propios familiares que se acercaron a la comisaría en la que se investiga el caso, luego de reconocerla en los videos de la causa difundidos por los medios, informaron este martes fuentes judiciales y policiales.
Si bien se aguardaba que en las próximas horas la identificación se formalice en la morgue judicial, los investigadores dirigidos por el fiscal Gabriel López, de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 8 de Moreno, daban por acreditado que la chica asesinada es Karen Daiana Bustamante (18), quien fue vista por última vez en su casa el sábado pasado.
En tanto, la Justicia identificó al hombre que apareció en las imágenes junto a la víctima como Rodrigo Rivero, quien esta noche era intensamente buscado como principal sospechoso del crimen.
Por su parte, la madre y una de las hermanas de Karen se presentaron poco antes de este mediodía en la comisaría 1ra. de Moreno para afirmar que era la joven que aparecía en los videos y aportaron a la causa una foto donde se la ve con el mismo buzo oscuro con la leyenda "Babygirl" que vestía la víctima al ser hallada asesinada.
Desde la puerta de la comisaría 1ra. de Moreno, la madre de Bustamante, llamada Liliana, dijo este mediodía al canal Telefé que mirando un canal de noticias a las 7 de este mañana vio una serie de videos donde se ve a la víctima del hecho perseguir al femicida minutos antes del crimen y dijo: "Esta es mi hija."

Identifican por los videos a una chica de 18 años, víctima de un femicidio en Moreno.
También contó que la reconoció en otros videos del interior de un pool de Moreno y afirmó que ella tiene la hipótesis de que el asesino de su hija le robó el celular y por eso comenzó a perseguirlo por la calle.

Liliana aseguró que nadie de la familia conoce al principal sospechoso del femicidio, que es un joven de gorra que se ve acompañar a Karen en el pool y al que luego, mientras la chica lo perseguía, se lo ve agarrar una piedra y luego una botella de cerveza, elementos que empleó como armas homicidas.
Además, aclaró que su hija no era prostituta, que estudiaba derecho y trabajó con ella hasta el sábado en una feria, al tiempo que reconoció que solía contactarse por redes sociales con gente que le proveía "Clonazepam" y pidió que atrapen al asesino para que "haya justicia".
Por otro lado, el fiscal López recibió un informe preliminar de la autopsia que confirmó un "triple mecanismo homicida": estrangulamiento, cortes en el cuello -probablemente con una botella rota-, y politraumatismos severos en el cráneo y en el rostro, según confiaron a Télam fuentes judiciales.
Los videos como pruebas
La clave de la investigación está en una serie de videos recopilados por los detectives de la Delegación Departamental de Investigaciones (DDI) Moreno-General Rodríguez y de la comisaría 1ra., a través de los cuales se descubrió que la víctima y el asesino se conocían, aunque no se sabe desde cuándo, y que había pasado toda la noche juntos.
"Vinieron de la zona de Merlo, donde estuvieron en un pool del cual los echaron por algún incidente. De ahí se tomaron un colectivo y llegaron al centro de Moreno donde durante varias horas recorrieron distintos bares y pooles", dijo a Télam un investigador judicial.
Tras ser identificado, la Policía allanó en las últimas horas la casa de la madre de Rivero pero él no vive allí, por lo que la búsqueda continuaba esta noche, dijeron las fuentes.
Las últimas horas de Karen
Los pesquisas tienen un video del interior de uno de esos sitios, el pool "Petra" de Moreno, donde se ve llegar a la pareja a las 2.02 de la madrugada y tras jugar en una mesa e interactuar allí con dos jóvenes varones, se retiran a las 2.57.
La mujer llegó vestida con calzas negras, una remera blanca con la leyenda "Boston", un buzo colgado de la cartera y el cabello recogido y atado con un pañuelo, y el asesino con pantalones oscuros, gorra con visera dada vuelta, un buzo marca Nike y una campera sobre sus hombros.
Según la investigación, a las 3 de la madrugada, en el horario de cierre de bares en provincia de Buenos Aires, la pareja abandonó el último pool donde estuvo y se quedó dando vueltas por el centro de Moreno hasta que a las 5 de la madrugada se captó una secuencia que dejó claro a los investigadores que entre ellos hubo algún problema.
En el primero de esos videos, registrado a las 5.04 de ayer, se ve que el hombre se aleja a paso apurado y recoge de la calle una piedra o trozo de baldosa desprendido de una vereda que guarda en uno de sus bolsillos, mientras que la mujer lo sigue de atrás a cierta distancia.
Un minuto más tarde, otra cámara captó al hombre doblando en una esquina y empezando a trotar para continuar la fuga, mientras la chica aparece 20 segundos después, continuado la persecución.
En un tercer video se observa cómo el sospechoso agarró de la calle una botella vacía de cerveza de la marca "Stella Artois", que luego apareció destrozada en la escena del crimen, y segundos más tarde aparece en cuadro la víctima que venía trotando para alcanzarlo.
El resto de los videos son los que ya se conocían de ayer: a las 5.38 hay una cámara de una vivienda particular de la calle Rivadavia al 200 que registró el momento en el que el hombre comenzó a agredir y asesinó a la víctima en el predio de un salón de fiestas deshabitado ubicado en la cuadra de enfrente.
Unos minutos más tarde, a las 5.56, con dos cámaras de una confitería ubicada en la esquina Rivadavia y Concejal Rosset, se observa que el hombre descartó en un cesto de basura un trozo de baldosa ensangrentado envuelto en una bolsa de arpillera, que fue secuestrado por los peritos y se cree fue el objeto contundente con el que golpeó a la víctima en la cara y la cabeza.
"Tenemos una última secuencia de videos donde vemos que al asesino subir a un colectivo para el lado de Luján, pero del que se bajó a las ocho cuadras, y comenzó a caminar con rumbo errático hasta que lo perdemos de vista", dijo a Télam otro de los investigadores.
El caso se descubrió ayer, pasadas las 7 de la mañana, cuando una mujer trans se acercó a la entrada del salón de fiestas abandonado y encontró el cadáver de la víctima.

La madre de la presunta víctima de Moreno pidió que "se haga justicia"

La madre de la presunta víctima del femicidio ocurrido ayer en Moreno aseguró hoy que, si bien se aguarda una identificación formal, está convencida de que se trata de su hija de 18 años, estudiante de abogacía, a quien reconoció por los videos de la causa, y pidió que atrapen al asesino para que “se haga justicia”.
Desde la puerta de la comisaría 1ra. de Moreno, la mujer, llamada Liliana, dijo este mediodía canal Telefe que otra de sus hijas estaba yendo a la morgue judicial de General Rodríguez a formalizar la identificación y contó cómo se dio cuenta de que su hija Karen Bustamente (18) podía ser la víctima hallada ayer asesinada en el centro de Moreno.
La mujer explicó que mirando un canal de noticias a las 7 de este mañana vio una serie de videos donde se ve a la víctima del hecho perseguir al femicida minutos antes del crimen y dijo: “Esta es mi hija”.
Liliana relató que cuando llamó a otra de sus hijas para que viera las imágenes le preguntó “fíjate si es Karen” y ella le respondió: “Sí, es Karen”.
Contó que más tarde llamó a una comisaría de Merlo, donde le dijeron que se acercara hasta la comisaría de 1ra. de Moreno.
“Yo lo único que pude ver es la filmación de cuando ella estaba en el pool de Moreno”, dijo Liliana y afirmó que ella tiene la hipótesis de que el asesino de su hija le robó el celular y por eso comenzó a perseguirlo por la calle.
“En las cámaras se ve que en la cartera ella buscaba su celular o los documentos, metía las manos desesperada, y el tipo se fue corriendo y ella lo siguió corriendo. Ella corría parece a rescatar su celular. Ella defendía sus cosas”, señaló al hacer referencia a lo que vio en la secuencia de videos.
Liliana aseguró que nadie de la familia conoce al joven de gorra que se ve acompañar a la víctima en el pool y al que luego, mientras la chica lo perseguía, se lo ve agarrar una piedra y luego una botella de cerveza, elementos que empleó como armas homicidas.
La mujer dijo que su hija “a veces tomaba Clonazepam” y que se contactaba a través de “Facebook o redes sociales” con “gente que le daba” ese fármaco.
También quiso desmentir, tal como escuchó en algunos medios de comunicación, que su hija fuera prostituta.
“Ahora están diciendo de mi hija que era prostituta y es mentira. Trabajó en McDonalds y trabajó conmigo en la feria hasta el sábado. Ella tuvo su papá que le pasaba la mantención como corresponde, y siempre tuvo todo. Yo tengo diez hijos y a todos los crié igual y están bien”, afirmó.
“No entiendo cómo no hay seguridad. Hoy soy yo la mamá que pasa por esto. La humanidad se está perdiendo, hay mucha maldad en la calle. Hay que salvar vidas, hay que ser un poco más humano”, agregó entre lágrimas.
Por último, dijo que no entiende por qué el asesino actuó “así, despiadadamente” y sobre él, dijo: “Lo agarraría con mis propias manos, pero sé que atrás de él hay una madre como yo que va a sufrir, pero quiero que se haga justicia. Lo único que pido es que haya justicia”.

También te puede interesar



provincia de Buenos Aires

Murió el piloto de Aerolíneas atropellado por un abogado tras una discusión de tránsito



juicio a "Los Monos"

"Estamos demostrando que cada hecho ocurrió", aseguró uno de los fiscales



los monos

El Servicio Penitenciario aclaró que el teléfono hallado en la celda de Cantero es público

La madre de la presunta víctima de Moreno pidió que "se haga justicia"

La madre de la presunta víctima del femicidio ocurrido ayer en Moreno aseguró hoy que, si bien se aguarda una identificación formal, está convencida de que se trata de su hija de 18 años, estudiante de abogacía, a quien reconoció por los videos de la causa, y pidió que atrapen al asesino para que “se haga justicia”.
Desde la puerta de la comisaría 1ra. de Moreno, la mujer, llamada Liliana, dijo este mediodía canal Telefe que otra de sus hijas estaba yendo a la morgue judicial de General Rodríguez a formalizar la identificación y contó cómo se dio cuenta de que su hija Karen Bustamente (18) podía ser la víctima hallada ayer asesinada en el centro de Moreno.
La mujer explicó que mirando un canal de noticias a las 7 de este mañana vio una serie de videos donde se ve a la víctima del hecho perseguir al femicida minutos antes del crimen y dijo: “Esta es mi hija”.
Liliana relató que cuando llamó a otra de sus hijas para que viera las imágenes le preguntó “fíjate si es Karen” y ella le respondió: “Sí, es Karen”.
Contó que más tarde llamó a una comisaría de Merlo, donde le dijeron que se acercara hasta la comisaría de 1ra. de Moreno.
“Yo lo único que pude ver es la filmación de cuando ella estaba en el pool de Moreno”, dijo Liliana y afirmó que ella tiene la hipótesis de que el asesino de su hija le robó el celular y por eso comenzó a perseguirlo por la calle.
“En las cámaras se ve que en la cartera ella buscaba su celular o los documentos, metía las manos desesperada, y el tipo se fue corriendo y ella lo siguió corriendo. Ella corría parece a rescatar su celular. Ella defendía sus cosas”, señaló al hacer referencia a lo que vio en la secuencia de videos.
Liliana aseguró que nadie de la familia conoce al joven de gorra que se ve acompañar a la víctima en el pool y al que luego, mientras la chica lo perseguía, se lo ve agarrar una piedra y luego una botella de cerveza, elementos que empleó como armas homicidas.
La mujer dijo que su hija “a veces tomaba Clonazepam” y que se contactaba a través de “Facebook o redes sociales” con “gente que le daba” ese fármaco.
También quiso desmentir, tal como escuchó en algunos medios de comunicación, que su hija fuera prostituta.
“Ahora están diciendo de mi hija que era prostituta y es mentira. Trabajó en McDonalds y trabajó conmigo en la feria hasta el sábado. Ella tuvo su papá que le pasaba la mantención como corresponde, y siempre tuvo todo. Yo tengo diez hijos y a todos los crié igual y están bien”, afirmó.
“No entiendo cómo no hay seguridad. Hoy soy yo la mamá que pasa por esto. La humanidad se está perdiendo, hay mucha maldad en la calle. Hay que salvar vidas, hay que ser un poco más humano”, agregó entre lágrimas.
Por último, dijo que no entiende por qué el asesino actuó “así, despiadadamente” y sobre él, dijo: “Lo agarraría con mis propias manos, pero sé que atrás de él hay una madre como yo que va a sufrir, pero quiero que se haga justicia. Lo único que pido es que haya justicia”.

Más leídas

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba